Helado de calabaza

Después de preparar en casa diferentes sabores de helados hemos conseguido la combinación perfecta: un helado de calabaza súper cremoso. Posiblemente, a alguno de vosotros os resultará un tanto extraño, pero los dulces hechos con calabaza son increíbles. Así que si aún os queda alguna calabaza por casa, no dudéis en prepararlo 😉

Helado de calabaza

Ingredientes:

  • 400 g de calabaza asada
  • 200 g de leche condensada
  • 80 g de azúcar blanco
  • 1 cucharada de azúcar moreno
  • 1 cucharada de azúcar vainillado
  • 1 pellizco de canela
  • 1 pellizco de nuez moscada
  • 200 ml de nata para montar

Preparación:

  1. Con ayuda de la batidora trituramos la calabaza hasta convertirla en un puré.
  2. A continuación, mezclamos el puré con la leche condensada, el azúcar moreno, un pellizco de canela y otro poquito de nuez moscada.
  3. Dejamos en el congelador la mezcla anterior y mientras, montamos la nata. Para hacerlo nuestros utensilios deben estar fríos. La batimos con la varilla en un bol y cuando se vaya volviendo más cremosa, le vamos echando el azúcar blanco sin dejar de batir hasta que se haya montado.
  4. Sacamos la mezcla del congelador, incorporamos la nata montada y mezclamos todo bien. Vertemos la mezcla en un recipiente y la metemos en el congelador durante 2 horas.
  5. Pasado ese tiempo, sacamos el helado del congelador y lo removemos con una cuchara para que no se formen cristales de hielo y la mezcla quede más ligera.
  6. Volvemos a meter en el congelador hasta el momento de consumir. Si usamos una heladera, vertemos la mezcla y programamos la heladera durante 30 minutos.

SUGERENCIA: Otra opción en lugar de asar la calabaza es cocerla al vapor o hervirla. En ese caso, acordaos de escurrirla bien antes de hacer el puré.

Fuente: La cocina de Alimerka

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *